Paso la palabra. Para meditar cada día: 28/9/2022

Paso la palabra. Para meditar cada da
Paso la palabra. Para meditar cada día: 28/9/2022
Por Jesús Aniorte

1. Preparacin

Seor, aqu estoy delante de ti. Aydame a tomar conciencia viva de que t ests conmigo siempre. Est donde est, tu presencia amorosa me envuelve. Dame tu gracia para que este rato de oracin me sea provechoso. Que vea claro qu quieres de m. Dame un corazn nuevo, que me gue por tus caminos de amor. Me pongo en tus manos, Seor. Soy todo tuyo. Haz de m lo que t quieras. Amn.

Ahora lee despacio la Palabra de Dios y las reflexiones que se proponen. Djate empapar de la Palabra de Dios. Si con un punto de reflexin te basta, qudate ah, no prosigas.

2. La palabra de Dios

En aquel tiempo, los discpulos se pusieron a discutir quin era el ms importante. Jess, adivinando lo que pensaban, cogi de la mano a un nio, lo puso a su lado y les dijo: "El que acoge a este nio en mi nombre me acoge a m; y el que me acoge a m acoge al que me ha enviado. El ms pequeo de vosotros es el ms importante." Juan tom la palabra y dijo: "Maestro, hemos visto a uno que echaba demonios en tu nombre y, como no es de los nuestros, se lo hemos querido impedir." Jess le respondi: "No se lo impidis; el que no est contra vosotros, est a favor vuestro." (Lucas 9:46-48)

1 Jess ya haba hablado sobre su pasin a los discpulos en dos ocasiones; les haba dicho que l, el Mesas, iba a recorrer un camino de humillacin y ultrajes: El Hijo del hombre ser entregado en manos de los hombres. Pero se encuentra con que los discpulos ni lo entienden ni se atreven a preguntarle. Lo que s hacen es preocuparse de quien ocupar el primer puesto. Pobres discpulos, tan metido tenan en el corazn la ambicin de poder y de dominio sobre los dems! Jess les ha dicho que camina a ser entregado, a la humillacin y a la muerte; pero ellos continan con su idea de un mesianismo de triunfos y honores, y soando en un reino mesinico en el que podran ser importantes y dominar a los dems. Seor, no est as de arraigada en nuestros corazones la inclinacin a la grandeza y a dominar y estar por encima de los dems? La disimulamos, procuramos que no se note, pero ah est. Y la aspiracin de mi corazn, Seor, cul es, la tuya o la de los discpulos?

2 Para decirles lo equivocados que estaban, Jess realiza un gesto simblico: cogi de la mano a un nio, lo puso a su lado. Ah est: Jess, el Seor, el importante, escoge al pequeo, al nio -que apenas contaba en aquella sociedad- y lo pone en el lugar preferente, a su lado, por encima de los discpulos. Y les explica el significado de lo que ha hecho: El ms pequeo de vosotros es el ms importante." As ha de ser en la comunidad cristiana: el importante ha de acoger al dbil, al menos apreciado y ponerse a su servicio. No est la importancia en dominar, sino en ponerse a los pies del otro. Es la leccin que dar Jess en la ltima Cena, lavando los pies a los discpulos. Seor, si t, que eres el verdaderamente grande, te abajas y te haces servidor de lo ms dbil, cmo pretendo ser discpulo tuyo, sin hacer lo mismo?

3 El servicio a los ms dbiles no es un quehacer deleznable y humillante: es servir a Jess, y servir a Jess es servir a Dios. De modo que los pequeos, Jess y Dios estn en el mismo plano. Por eso el servicio a los ms dbiles de la comunidad es el culto que ms agrada a Dios. Dice A. Stger: Jess, el ms grande, que fue entregado en manos de los hombres a fin de que dispusieran de l, trastorna todas las normas. Los pequeos vienen a ser los mayores, los humildes se convierten en seores, los dominadores se hacen esclavos. Y sin embargo, Seor, a m me sigue repugnando el servicio a los hermanos. Cunto necesito orar, meditar y mirarte para aprender de ti y llegar a ser verdadero discpulo tuyo. Cambia mi corazn, Seor, que entre, por fin, por el camino del servicio a los hermanos, especialmente a los ms humildes.

3. Dilogo con Dios

A la luz de esta Palabra y estas reflexiones, pregntate qu te pide el Seor... Hblale como a un amigo. Pdele perdn, dale gracias. Escucha en tu corazn qu te dice el Seor. Pide que te ayude para poder llevar a la prctica los deseos que han surgido en tu corazn.

28/9/2022


  • Artculos de "Al hilo de la vida y de mis reflexiones"
  •