Murcia

La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español

Fuente:

Operación SAN PANCRACIO. Se ha desmantelado un grupo delictivo muy activo, asentado en las localidades de Mazarrón y Totana

Comentar
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español

Han sido detenidas seis personas por delitos contra la salud pública, por tráfico de hachís, y asociación ilícita

Un camión procedente de Melilla y cargado con mil kilos de hachís ha sido interceptado

Transportaban grandes cantidades de droga hasta diferentes puntos de Almería y Murcia para su posterior distribución

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco del 'Plan Operativo integral contra el tráfico de hachís procedente de Marruecos', ha desarrollado la Operación SAN PANCRACIO en la que se ha desmantelado un grupo delictivo muy activo, asentado en las localidades de Mazarrón y Totana, supuestamente dedicado al tráfico de drogas.

En el seno de las actuaciones han sido detenidas seis personas, como presuntos autores de delitos de asociación ilícita y tráfico de drogas. Además, se han llevado a cabo tres registros domiciliarios y se han incautado 1.020 kilos de hachís, un camión caja, dos furgonetas, dos turismos, numerosos teléfonos móviles, un GPS y 2.650 euros.

La operación comenzó a finales del pasado año 2013, tras numerosas investigaciones realizadas por la Benemérita sobre una supuesta red de narcotráfico que introducía en España grandes cantidades de hachís procedentes de Marruecos y que almacenaban en lugares seguros entre las provincias de Almería y Murcia.

Las pesquisas constataron que la organización hacía llegar la droga hasta la península oculta en vehículos desde Melilla, una circunstancia que puso a los agentes tras la pista de distintas personas supuestamente encargadas de los transportes.

Movilidad por todo el territorio nacional

La Guardia Civil inició entonces diversos servicios de discreta vigilancia sobre los sospechosos en sus numerosos desplazamientos por distintos puntos de la geografía española, donde se reunían con otros miembros del grupo y concretaban sus acciones. Además se constató que los supuestos cabecillas tenían fijada su residencia en Cañada Gallego de Mazarrón y Totana.

Sus medios, tanto técnicos como disuasorios, hacían de esta organización un perfecto entramado dedicado, supuestamente desde hace años, a la introducción de droga en nuestro país.

Intervenida en ruta la droga procedente de Melilla

El análisis de toda la información recopilada a lo largo de meses por la Benemérita determinó la inminente llegada desde Marruecos de un cargamento de droga.

Estas conclusiones dieron inicio a un dispositivo de carácter urgente para asegurar tanto la localización de la droga como la detención del mayor número de personas relacionadas con los hechos.

Los investigadores iniciaron el seguimiento del vehículo supuestamente encargado de la recogida de la droga en Melilla, una circunstancia que condujo a la Benemérita hasta la Ciudad Autónoma para vigilar todos los movimientos.

La exhaustiva vigilancia realizada se inició desde la carga de la droga, pasando por su embarque en el vehículo desde Melilla, hasta su llegada al Puerto de Motril, en Granada, desde donde inició su ruta.

Una vez en la provincia de Almería, el camión objeto de la vigilancia realizó una parada en un polígono industrial de la localidad de El Ejido, donde los investigadores verificaron la llegada de otros vehículos que seguían la carga desde el Puerto de Motril, para advertir de posibles controles policiales. En uno de estos turismos viajaba uno de los cabecillas de la organización.

En este lugar fueron intervenidos 1.020 kilogramos de hachís y detenidos gran parte de los sospechosos, si bien el principal responsable logró huir hasta su residencia en Cañada Gallego, donde fue localizado y detenido.

De los registros realizados en dos domicilios y un comercio empleados como sedes del grupo y ubicados en las localidades de Cañada Gallego-Mazarrón y Totana, resultó la incautación de numerosa documentación y otros efectos que acreditan la actividad delictiva de los ahora detenidos.

La operación realizada por la Benemérita se ha saldado con detención de seis personas, cinco de ellos de nacionalidad española y uno marroquí, como presuntos autores de delito de tráfico de drogas y asociación ilícita, así como con la incautación de 1.020 kg de hachís, un camión caja, dos furgonetas, dos turismos, numerosos teléfonos móviles, un GPS y 2.650 euros.

Los detenidos y las diligencias instruidas han sido entregados en el Juzgado de Instrucción n° 3 de Melilla.

La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 1
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 2
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 3
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 4
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 5
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 6
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 7
La Guardia Civil desarticula una activa red de tráfico de drogas entre Marruecos y el Levante español, Foto 8

Comenta esta noticia en Facebook

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar la navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información