Murcia

El concejal de Personal explica que las medidas de personal se tienen que adoptar porque mensualmente faltan 360.000 euros para pagar las nóminas

Fuente:

Y esta situación es "insostenible"

Comentar
Loading player...

El concejal de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Totana, David Amorós, ha explicado que las medidas de personal se tienen que adoptar porque mensualmente faltan 360.000 euros para pagar las nóminas a los trabajadores, con picos de 700.00 euros algunos meses, por lo que esta situación es "insostenible". De seguir manteniendo la Administración así, en palabras del edil, en la legislatura se propiciaría una deuda generaría sólo de personal de 15 millones de euros, "algo que no vamos a consentir".

Ante la situación del despido de 14 interinos y el inicio del expediente de despido colectivo, el edil ha manifestado que se trata de medidas duras, de las que "moralmente no estamos de acuerdo, pero que son necesarias para mantener la viabilidad del Ayuntamiento", ya que el Consistorio de Totana se encuentra en una operación "a corazón abierto", ya que se han registrado una merma en los ingresos de más de 30 millones de euros desde el 2007 y con una deuda de 85 millones de euros.

Amorós ha indicado que ninguna empresa dudaría a la hora de reestructurar su plantilla si mensualmente tuviera un déficit de más de 60 millones de personas. En este sentido, ha recordado que se han planteado muchas medidas antes de llegar a esta situación que han generado un ahorro de dos millones de euros, y que se han establecido mesas de negociación con los sindicatos como la de bajar el salario un 15 por ciento a todos los empleados públicos, medida que rechazaron.

El edil ha dicho que se han tenido varias mesas de negociación, tanto con sindicatos como con los grupos de la oposición, pero nadie ha puesto encima de la mesa propuestas concretas que eviten estos despidos.

Además, el concejal ha manifestado que ahora más que nunca es necesaria una reorganización del personal y de la estructura administrativa para ahorrar costes y garantizar la prestación de servicios que se prestan a los vecinos. Un ejemplo de esta situación, y según el concejal para que el ciudadano lo entienda, no puede haber un departamento municipal con siete personas mientras en empresas murcianas con 3.500 personas lo gestionan con nueve profesionales.

El edil ha realizado un balance de todas las medidas que se han puesto en marcha durante el primer año de legislatura que van en camino de conseguir un ahorro del presupuesto de siete millones de euros, pero "hay que seguir haciendo un esfuerzo para contener más el gasto corriente, ya que es insostenible la situación actual con la merma de ingresos".

Amorós ha manifestado la intención del equipo de Gobierno es la de seguir tomando medidas, en un segundo bloque, para no gastar más que lo que se ingrese y ser un ejemplo de gestión eficiente y austera. Al hilo, ha explicado que el equipo de Gobierno es el que menos destina dinero al pago de nóminas de los responsables políticos con respecto al número de habitantes del municipio.

En cuanto a la deuda del Ayuntamiento, el también portavoz del equipo de Gobierno, ha indicado que todos los grupos políticos que han gestionado el Consistorio son corresponsables de la deuda que se ha gestado, ya que ningún equipo de Gobierno ha sido capaz de terminar el ejercicio contable sin déficit.

El concejal de Personal explica que las medidas de personal se tienen que adoptar porque mensualmente faltan 360.000 euros para pagar las nóminas, Foto 1

Comenta esta noticia en Facebook

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar la navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información