Murcia

Recomendaciones a los consumidores para realizar las compras durante la época de las rebajas de invierno

Fuente:

Comenzaron el pasado día 2 de enero

Comentar

La Concejalía de Consumo a través de la Oficina de Municipal de Información al Consumidor, OMIC, de Totana ha ofrecido una serie de recomendaciones a los consumidores y usuarios para realizar las tradicionales compras en la época de las rebajas, que en el caso de la Región de Murcia transcurrirán entre los días 2 de enero y 1 de marzo, ambos inclusive, según informan fuentes de este departamento, aunque los establecimientos serán los encargados de determinar la duración de este periodo de rebajas, que podrá ir de una semana como mínimo, a los dos meses.

Desde la Concejalía de Consumo se recuerda que se velará para que consumidores y comerciantes se beneficien de estas rebajas invernales con las mayores garantías.

Entre ellas se encuentra que los comercios especifiquen el inicio y el final de las rebajas, que los artículos a la venta hayan estado incluidos con anterioridad en el stock del establecimiento y que los artículos a precio normal y a precios rebajados estén suficientemente separados.

Además, recuerda que tanto consumidores como comerciantes cuentan con los mismos derechos y obligaciones en el periodo de rebajas que durante el resto del año y ha ofrecido una serie de recomendaciones para esta temporada comercial, entre las que se encuentran que tanto el precio rebajado como el anterior deben figurar en la etiqueta, o bien el porcentaje de rebaja, o incluso un precio único para cada tipo de artículo.

En caso de segundas o sucesivas rebajas deberán marcarse los artículos con el precio original, el precio de la primera rebaja y los precios de las sucesivas rebajas.

El consumidor deberá conservar el tique o factura de compra como garantía de una posible devolución o queja y si un establecimiento admite devoluciones durante toda la temporada también habrá de hacerlo en época de rebajas, de lo contrario, deberá advertirlo explícitamente. En caso de arreglo de prendas ocurre igual que con las devoluciones.

Según estas recomendaciones, los establecimientos que admiten el pago con tarjetas de crédito durante el resto del año están obligados a hacerlo también en época de rebajas sin recargo alguno sobre el precio. El comerciante tiene la obligación de informar al consumidor a través de su publicidad general en la exposición visible desde el exterior del establecimiento.

También se advierte de que el etiquetado debe ser correcto y legible en castellano. En el caso de la ropa, la etiqueta debe incluir instrucciones de lavado y planchado e informar de los materiales de confección y de los datos de la empresa fabricante.

Se prohíbe en general la existencia de cláusulas abusivas y en particular las de desvinculación basadas en errores tipográficos y de imprenta.

Los artículos objeto de la venta en rebajas deberán haber estado incluidos con anterioridad y, durante el plazo mínimo de un mes, en la oferta habitual de ventas, en perfectas condiciones, no ser defectuosos ni fabricados expresamente para estas ventas. Asimismo, se deben rechazar los artículos que no reúnan las debidas condiciones sanitarias y de seguridad.

Además, se recuerda que si el consumidor cree que algún comercio no ha respetado sus derechos como consumidor exija la hoja de reclamaciones e intente resolver el problema de forma amistosa.

Comenta esta noticia en Facebook

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar la navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información